AL DÍA EMPRESAS EN RED PERSONAJES

Consideramos que el empleo se normalizará hasta el 2023: Miller García Perdomo

Optimista frente al proceso de reactivación de la economía se mostró el presidente de la Asociación Nacional de Fondos de Empleados.

Miller García Perdómo presidente de Analfe señaló que solo hasta 2023 se estabilizará el empleo en el país, mientras que advierte que las empresas de la economía solidaria tienen la tarea de implementar las nuevas políticas públicas.   

Gestión Solidaria: ¿Cómo le fue a los fondos de empleados el año anterior?

Miller García Pedómo: El año 2021 fue un año bueno para el sector solidario, especialmente para los fondos de empleados. desde el observatorio de Analfe se advierte que los fondos de empleados han venido subiendo su cartera, las colocaciones fueron buenas, no obstante la disminución de tasas de interés que se presentó, por una coyuntura a nivel nacional fijado por el Banco de la República, pero en cuanto al tema de crecimiento de la cartera considero que en materia de excedentes fue un año bueno, no obstante todas las dificultades que se presentaron debido a la pandemia. 

G.S.: El primer semestre de 2021 estuvo marcado por un exceso de liquidez, en la segunda etapa se superó esta condición? 

M.G.P.: Sí. No obstante las entidades tienen recursos porque tienen liquidez, en todo el sector financiero, en todo el sector de ahorro y crédito, pero si tomamos un análisis de los dos semestres podemos decir que el cierre fue positivo por un aumento de la colocación de créditos, los asociados están tomando créditos y eso ha venido reactivando la economía al interior de nuestro sector. 

G.S.: ¿Qué decir frente al empleo?

M.G.P.:  En el 2020 muchas empresas cerraron y las secuelas de esos cierres lo vivieron los fondos de empleados. Hubo una afectación que fue evidente en los que nosotros denominamos empresas de tercer nivel de supervisión. Son fondos pequeños fondos con menos de 3500 millones de pesos en activos, ellos fueron los más afectados. Si se cierra la empresa que es la que genera el vínculo también se afecta el fondo. 

G.S.: ¿Cuándo esperan que se de una reactivación del empleo, que el país vuelva a índices similares a los de 2018?

M.G.P.: Sin duda la dinamización de la economía, que se ha presentado. Sin embargo las secuelas del 2020 y 2021 impacta directamente al desempleo, consideramos desde nuestro observatorio que la normalización de esta cifras llegará solo hasta 2023. Aunque el año 2022 es un año que pinta bien desde el punto de vista económico, en materia de empleo, diría que el comportamiento en condiciones similares a las de antes de la pandemia se darían solo hasta el 2023. Considero que antes será muy difícil precisamente por las condiciones de la economía. Además estamos ad portas de otro pico, y no sabemos realmente que se podría presentar a raíz de las nuevas variantes que se están presentando.  Europa está cerrando; EE UU tiene algunas restricciones y no sabemos qué pase en América Latina. 

G.S.: ¿Ustedes han sentido cómo los retrasos del comercio internacional frenan los negocios?

M.G.P.: En algunos sectores de la economía sí, porque lo que se denomina la crisis de los contenedores, generada a una reducción a nivel internacional de materia prima. Al presentarse este represamiento obvio en algunos sectores de la economía, no en todos, se ha venido frenando esa parte. Consideramos que a partir del primer trimestre de 2022 el tema se puede normalizar, ya hay movimiento en los puertos, eso puede reactivar la economía, pero indiscutiblemente no antes del primer trimestre. 

G.S.: ¿El trabajo en casa llegó para quedarse?

M.G.P.: Aunque algunas empresas han implementado esta nueva medida. Desde Analfe hemos visto como muchos fondos utilizan esta alternativa. Ahora vemos como en algunas empresas utilizan el sistema de alternancia, donde se van rotando los trabajadores de las entidades. Yo creería que esto viene para quedarse. Pero más que el trabajo en casa vemos que se consolidará un sistema de alternancia entre las empresas y la casa. 

G.S.: ¿Explica usted que ante la posibilidad de un nuevo pico podríamos tener comportamientos similares en los negocios a los del año anterior?

M.G.P.:  Como se ha venido cumpliendo con los programas de vacunación seguramente tendremos procesos de contagio más lentos. Sin embargo, con la aparición de las nuevas cepas que indiscutiblemente son una realidad las autoridades sanitarias siguen con las advertencias que buscan frenar las reuniones de público. Un nuevo pico será un tema innegable. 

G.S.:Pero el mundo vuelve a las reuniones, a la actividad…

M.G.P.: Esta dinámica de la economía, de la reactivación implica indiscutiblemente que la gente vuelva a la calle, que la gente vaya al trabajo, que los supermercados se dinamicen. Que la economía formal y la informal se muevan, indiscutiblemente se necesita el contacto de personas y eso aumenta el riesgo, como lo señalan las autoridades, pero es necesario mantener las normas de salubridad. 

G.S.: ¿Las plataformas tecnológicas ya están al día dentro del sector solidario? 

M.G.P.: Sin lugar a dudas el sector solidario en general tiene que evolucionar a plataformas de tecnología. Desde analfe estamos impulsando para que todo el sector fondista tome algunas iniciativas sobre todo en materia de transacciones y servicios a los asociados. La principal competencia que tenemos en el sector solidario es el sector financiero tradicional. Considero que el sector solidario tradicional tiene que hacer un gran esfuerzo con el propósito de entrar en estas tecnologías en materia de servicios y transacción hacia el asociado a través de los teléfonos móviles que son una oficina ambulante. 

 y prestarle el servicio para que el asociado pueda transar desde su celular, para que los asociados puedan hacer giros, solicitar créditos, pedir servicios. Indiscutiblemente tendremos que incursionar en este tema. Estamos haciendo desde Analfe un gran esfuerzo, un acercamiento con algunas compañías para mirar qué servicios son importantes y cómo con ellos podemos llegar a nuestros asociados de los fondos de empleados. En términos generales ha sido un año positivo. 

G.S.:¿Cuáles son las tareas pendientes?

M.G.P.: Desde Analfe estamos muy contentos con la expedición del Conpes 4051, que trae 42 acciones importantes de las cuales 30 tienen una repercusión en nuestras organizaciones, pero hay cinco que son de especial importancia para el sector fondista. La primera es la posibilidad de que los familiares de los asociados que tengan un contrato laboral, pero que no labore en la empresa que le genera el vínculo de asociación pueda vincularse al fondo de empleados y tener en cuenta que son organizaciones de trabajadores. Ese es un tema que trae el Conpes, y abre una posibilidad que estamos tomando de la forma más juiciosa. El segundo es el pago de las cuentas pensionales a través de las cuentas de ahorro de los fondos de empleados y de las cuentas de los asociados al sector solidario. Es una posibilidad muy importante y es que el pensionado diga en mi cooperativa o en mi fondo de empleados pagueme la pensión. Este es un tema que hasta el momento solo lo tenía el sector financiero tradicional. El tercero es la irrigación de créditos para el sector solidario a través de redescuentos de la banca estatal. El cuatro algo que nos parece tradicional y muy importante es el estímulo que el Estado le va a dar a las empresas que fomenten la creación o que ya tengan fondos de empleados y el quinto es la supervisión auxiliar que señala que las organizaciones auxiliares le brinden un servicios de supervisión de apoyo a la Superintendencia de la Economía Solidaria. Considero que el Conpes trae una serie de temas fundamentales y hay que aprovecharlo. 

G.S.: ¿Quedará entonces atado el código para el redescuento de un crédito para los pensionados desde su fondo de empleados?

M.G.P.: El pensionado puede pedirle a su fondo de empleados que le descuente de su mesada el crédito que tiene con la organización o con la cooperativa. Es un tema trascendental para el sector solidario. Entiendo que hace muchos años el sector solidario tuvo esa posibilidad, pero se la quitó el sector financiero. 

G.S.: ¿Qué incentivos tendrán las empresas que impulsen la creación de fondos de empleados? 

M.G.P.: El Conpes trae esa posibilidad que deberá ser reglamentada por el Ministerio de Trabajo así como la Unidad Administrativa de Organizaciones Solidaria, pero desde Analfe estamos canalizando estas propuestas para llevarlas al Gobierno, podría ser temas relacionados con temas parafiscales y tributarios, el tema va bien, esperamos que pronto se reglamente con una serie de medidas para que las medidas beneficien las empresas que conformen fondos de empleados. 

G.S.: ¿Cómo analizan el incremento del salario mínimo? 

M.G.P.: Hay mucha tela que cortar. Algunos empresarios afirman que el incremento del diez por ciento va a desestimular la contratación de nuevos puestos de trabajo. Otros afirman que será de gran impulso especialmente para la cadena de producción. Hay mucha polémica. Considero que ayudará a muchas personas, pero este tipo de decisiones obliga a actuar con una mayor prudencia porque también puede desestimular nuevas plazas de empleo. 

G.S.: ¿De que estar atentos en este 2022?

M.G.P.: Estaremos atento para evaluar los alcances reales del Conpes y el otro es estar atentos a la nueva ley de vivienda, que sin lugar a dudas pone al sector solidario a competir con el sector financiero, para competir con los temas relacionados con los beneficios hacia los asociados, sobre todo en los créditos VIS y No VIS y la línea de redescuento tasa que maneja el Banco de la República, el sector solidario tiene que entrar a competir al beneficiarse de las políticas de vivienda. 

Follow Me:

Related Posts