AL DÍA PERSONAJES

No compliquemos el cooperativismo: Víctor H. Pinzón Parra (q.e.p.d.)

El médico cofundador de Coomeva respiraba cooperativismo con la sabiduría acumulada de los años.

El primero de febrero pasado el médico pediatra Victor H. Pinzón Parra cumplió 98 años, pero su vitalidad y lucidez se mantenía como ejemplo para el resto del sector cooperativo que veía en su liderazgo la ruta para llevar el modelo solidario con las mejores prácticas, pero sobre todo con la esencia humanista que lo originó.  

Hace algunos meses nos concedió una entrevista. Interrumpió su partido de golf de la mañana en el club los Andes de Cali y nos atendió, como siempre, con mucha generosidad. El deporte lo aprendió ya a edad madura, a los 75 años, bajo la premisa que la edad no importa, lo importante es que estamos vivos.  

En su mensaje Víctor H. Pinzón Parra hacía énfasis en que: “es necesario repensar el cooperativismo, pero no desde el punto de vista ideológico, si no de la manera en que estamos actuando ante un modelo tan magnífico cómo es éste. Hemos olvidado mucho, diría yo, los principios, los objetivos, del sistema cooperativo. Si estos estuvieran dados de seguro en el mundo, ahora que estamos afrontando una situación extremadamente difícil por la pandemia y donde tenemos los instrumentos para resolverla, la respuesta de la humanidad sería más eficiente” dijo.

“Yo quisiera hacer énfasis en los principios y en los valores del cooperativismo más allá de su utilización desde el punto de vista financiero, de las cooperativas todas, porque así lo piden sus asociados. En el caso de muchos asociados, estos llegan a una cooperativa simplemente para ver cuáles son las facilidades para obtener un crédito, generalmente buscando intereses más baratos o cualquier cosa de estás facilidades Y nos olvidamos de algo fundamental… Es que para lograr todo esto que hace el cooperativismo hay que tener en cuenta sus principios y sus valores”, dijo. 

“Ahora me llega a la memoria una enseñanza que me dio el doctor Rymel Serrano Uribe hace muchos años, cuando estábamos creando la cooperativa Coomeva. Primero es que vemos esta gran cosa que es el cooperativismo, pero no nos enseñan cómo lograrlo. Y la respuesta fue: mire los principios y valores cooperativos y encontrará cómo aplicarlos. Esa fue la enseñanza que yo he recibido del cooperativismo, y así lo hice, porque esos principios cooperativos nos hacen pensar de una manera diferente, así mismo nos sirven como una gran guía para actuar. Tenemos que pensar en eso y este es el momento para que el cooperativismo replantee su forma de actuar,  y debe pensar en su ideología en sus valores y en su principios, se mantienen acorde con los tiempos, se mantiene actualizando de acuerdo a las circunstancias. Además sirve como una guía muy poderosa para actuar.Ese es el verdadero objetivo del cooperativismo y para quienes desean repensarlo”, dijo 

·Claro que no solamente para los cooperativistas sino también para el mundo. Acordémonos que en este momento es el sistema social más grande en el mundo, el más poderoso y no solamente se está quedando en los países capitalistas y más desarrollados del mundo. Nosotros los de los países en desarrollo lo estamos haciendo. Desafortunadamente se creó una mentalidad que el cooperativismo era solamente para pobres y nos hemos quedado con esa mentalidad. Qué somos pobres y que de ahí no pasamos. Error gravísimo”, dijo.

“También me acuerdo de otra anécdota, a la que me quisiera referir. Una vez hicimos un curso intenso de cooperativismo y creamos una cooperativa junto a la Unión Obrera, cooperativismo y sindicalismo. En la reunión me dice uno de los profesores: – mire doctor me puede decir usted con toda sinceridad porque asiste aquí, Mire sus compañeros, mire a la gente qué está. Respondí: – Amado profesor, la ideología cooperativa es universal, y cuando digo universal no es solamente desde el punto de vista geográfico, es para todo el mundo… Cuando se hablaría que el cooperativismo es un elemento fundamental para los países en desarrollo, pero cuando hablamos de cooperativismo para nosotros, ahí viene una gran falla. Y es que pensamos que es para los pobres. Así se creó con esa mentalidad de pobreza y desafortunadamente nos hemos acostumbrado. Esto tiene que parar insisto. El cooperativismo es para todos los estratos sociales. Pobres ricos es para todos, ahí está la ACI cuando habla de la identidad cooperativa para que se conserven esos valores. Con cualquier sistema económico o político que tengan los países”, dijo.

“No tenemos en cuenta que los principios y valores del cooperativismo están en la esencia de las personas, son consustanciales con el ser humano, aquí no se han inventado ideologías ni nada raro. Analice usted. Qué es la solidaridad? Esa la hacemos sin necesidad de estudiar cooperativismo, ni nada, es consustancial al ser humano la ayuda mutua Y eso es lo que tenemos que tener en cuenta, no nos compliquemos, no busquemos cosas raras, sin conocer los principios y valores”, insistió.

“Al ingresar a una cooperativa viene algo fundamental; qué es precisamente la solidaridad.  Yo no puedo ingresar a una cooperativa para que me hagan un crédito, quiero y tengo compromisos con esa cooperativa, tengo que cumplir con lo que me he comprometido, Qué es hacer que prospere esa institución. En la que estamos fallando sustancialmente, por eso insisto; cuando yo hablo de repensar el cooperativismo, no es en su ideología; sino en como estamos actuando. Facilitar y facilitar cosas simples. Cuando el cooperativismo es fundamental para el desarrollo de un país. Y esos son elementos que hemos perdido de la visión porque pensamos que las cooperativas son financieras”, concluyó.

Follow Me:

Related Posts