Actualidad

En 2017 crecieron retiros de cesantías para compra de vivienda

Las cesantías han sido un mecanismo de uso frecuente para que los trabajadores adquieran vivienda propia, es lo que muestran las cifras año a año; en particular, 2017 registró un pico en el uso de esta prestación salarial para tal fin, como lo revela la Asociación de Administradoras de Fondos de Pensiones y Cesantía, Asofondos, que reportó un incremento en el retiro de las cesantías del 27% con destino a la compra de vivienda.

“Las cesantías también son un gran aliado para quienes quieren casa propia. Y es justamente lo que vimos de manera más manifiesta el año pasado. Se confirma así, que guardar las cesantías para grandes inversiones en la vida, como tener vivienda propia, es una gran decisión”, señaló Santiago Montenegro Trujillo, presidente de Asofondos.

De hecho, el retiro de las cesantías para usos asociados a vivienda –compra, mejora, liberación de deuda-, representó el 53% del total de cesantías retiradas en 2017, por encima del promedio observado en la última década (49%). En los últimos diez años, el uso de esta prestación para fines asociados a vivienda correspondió a $15,2 billones.

Al observar el comportamiento de los retiros, se evidencia que cerca del 60% de los retiros para compra de vivienda se realizaron entre febrero y mayo mostrando que buena parte de los trabajadores colombianos, cuentan con el pago de sus cesantías en febrero para lograr el sueño de su casa propia.

Ahorrar cesantías: un gran apoyo en la búsqueda de vivienda propia

De acuerdo con cifras de la Asociación de Administradoras de Fondos de Pensiones y Cesantía, Asofondos, en diciembre cerca de 7,2 millones de colombianos se encontraban afiliados a fondos de cesantía y se espera que entre enero y febrero de este año, esta cifra llegue aproximadamente a los 8,5 millones.

Por otro lado, la Gran Encuesta Integrada de Hogares revela que, en agosto de 2017, de los trabajadores que manifestaron tener derecho a recibir cesantías el 47% señaló que viven en arriendo y otro 7% indicó tener vivienda propia pero que aún la están pagando.

Esto significa que un 54% de las personas que indicaron recibir cesantías (cerca de 3,9 millones de trabajadores), tienen la opción de utilizar sus cesantías para realizar abonos a sus créditos hipotecarios o transformar sus ahorros en la cuota inicial de su anhelada vivienda propia.

Foto: fundacioncompartir.org

Related Posts

Deja un comentario